Importancia del grado en cadenas y eslingas



El grado en los ambientes industriales de carga y levantamiento de materiales, es una medida vital para determinar el equipo correcto de trabajo. En este artículo te compartimos la importancia y forma de elegir los grados correctos.

Cadenas de Grado

Una de las normas de auxilio destinadas ha sido situar la cadeneta conforme al aguante límite de la misma. Este número es el que vemos hoy en día G30, G43, G70, G80 y G100 así como también el aguante de las cadenetas habituales.

El número después de cada letra es N / mm2. En representación, G80 significa que la tensión máxima en la cadena a la máxima resistencia es de 800 newtons por milímetro cuadrado.

¿Qué grado de cadena se debe usar para qué tipo de aplicación?

Una cadena Grado 80 o Grado 100 puede ser empleada para elevar cargas sobre la cabeza.

La normatividad de resguardo declara que las cadenas deben expandirse un 20% mínimo. Para garantizar que la cadena de aleación cumpla constantemente con este requisito, todas las reglas ameritan el empleo de algunos componentes de amalgama en la producción del hierro para las cadenas.

Estas aleaciones pueden variar de una compañía a otra.

Cadena de carbono grado 70

Es una cadeneta de hierro de grafito “tratada térmicamente” que no cuenta con aspectos combinados de la aleación de metal.

Poco antes de averiarse la cadena se ensanchará pues desafortunadamente no cuenta con las proporciones adecuadas para realizar una elevación por encima de la cabeza; por lo tanto, la cadena de grado 70 no está fabricada para ejecutar ascensiones aéreas.

La cadena esta echa para utilizarse como una cadena de amarre o amarre para el transporte.

La cadena de grado 70 tiene un acabado de cromato de oro que la protege de la corrosión por la exposición al ambiente, como el cloruro de sodio usado durante el período invernal.

Cada vez que ocupe maniobrar cargas por encima de la cabeza, utilice solo eslingas de cadena de metal a menos que el fabricante lo especifique.